FILARIOSIS EN PERROS, GATOS Y HURONES

 

La filariosis, también conocida como “enfermedad del gusano del corazón”, es una enfermedad parasitaria grave causada por nematodos (gusanos redondos) de la especie Dirofilaria immitis. Estos parásitos viven en el corazón y en los grandes vasos  que llevan sangre a los pulmones de los animales infectados.

 

                                           

                                        

 

Se trata de una enfermedad con una alta prevalencia en nuestra zona geográfica, sobre todo cerca de playas, ríos y pantanos. Por lo tanto, el riesgo de padecer la enfermedad es elevada si no se toman las medidas preventivas adecuadas. 

 

CICLO DE LA FILARIOSIS

 La transmisión de la filariosis se produce por la picadura de mosquitos (Aedes, Anopheles, Culex). Cuando un mosquito infectado con parásitos pica a un animal sano, le inyecta formas inmaduras de los gusanos (llamadas microfilarias) en los tejidos.

                                     

 Una vez inyectadas, las microfilarias se desarrollan, migrando a los pulmones y al corazón. Aquí es donde se transforman en adultos y donde se reproducen. Los parásitos adultos pueden crecer y medir hasta 15-30cm, y en casos avanzados un perro puede estar infectado con cientos de adultos. Estos parásitos producen millares de microfilarias, que pueden propagarse mediante mosquitos a otros perros, gatos o hurones.

 La presencia de parásitos puede dar lugar a daños en el corazón, en los pulmones y en el hígado. Esto puede provocar la muerte del animal debido a daños internos severos en estos órganos.  

 La filariosis constituye un riesgo potencial para nuestros perros, gatos y hurones, especialmente en nuestra área geográfica. La parte positiva es que podemos evitar su aparición  fácilmente, mediante el uso de medicaciones preventivas. 

 

SIGNOS CLÍNICOS DE LA FILARIOSIS

Si no se realizan controles rutinarios es difícil diagnosticar la filariosis antes de que la enfermedad haya progresado, por lo que en esta situación ya puede haber daños importantes en órganos internos. En casos avanzados podemos observar signos clínicos como:

  • Debilidad generalizada.

  • Tos crónica.

  • Respiración dificultosa.

  • Pérdida de peso.

  • En muchas ocasiones el animal se cansa fácilmente durante el ejercicio, pudiéndose producir síncopes debido a fallo cardiaco.

                  

En algunos casos perros infectados con 1-2 adultos pueden no mostrar signos clínicos, aunque estos animales pueden presentar igualmente daños internos.

  

LA PREVENCIÓN ES LA CLAVE

La prevención de la filariosis es sencilla. El primer paso es un simple test en sangre para determinar la presencia de parásitos adultos. Para realizar este test sólo necesitamos una pequeña cantidad de sangre, es rápido y en unos pocos minutos podemos disponer de los resultados, así que sabremos si su animal padece la enfermedad. 

Si se obtiene un resultado negativo al test podemos empezar un tratamiento preventivo.

 

TRATAMIENTO PREVENTIVO

Previenen frente al gusano del corazón y además frente a gusanos redondos intestinales:

Guardian® (moxidectina).  Se trata de una simple inyección subcutánea una vez al año, como si se tratara de una vacuna. Eficaz en el tratamiento de infestaciones producidas por larvas o adultos de Ancylostoma  y Uncinaria presentes en el momento de la prevención de dirofilariosis. Es un método sencillo que nos permite estar tranquilos sin necesidad de administrar pastillas en casa. Sólo para perros.

Program plus® comprimidos (milbemicina y lufenuron) .Se usa para la prevención de pulgas (bloquea el ciclo reproductivo de las pulgas inhibiendo el desarrollo de huevos y larvas) y tratamiento de los estados adultos de nematodos gastrointestinales tales como Ancylostoma, Toxocara y Trichuris.

Milbemax (milbemicina y prazicuantel)  para perros está indicado para el tratamiento de infecciones mixtas por nematodos gastrointestinales, tales como gusanos redondos (Toxocara, Toxascaris, Ancylostoma, Trichuris) y cestodos tales como (Dipylidium, Taenia, Echinococcus. Mesocestoides.). Además Milbemax está indicado para la reducción del nivel de infección de Crenosoma vulpis Angiostrongylus vasorum. Lo hay también para gatos

  • Pipetas Stronghold® (selamectina). Tratamiento y prevención de las infestaciones por  pulgas y tratamiento de la sama sarcóptica. Tratamiento Toxocara. También lo hay para gatos.

  • Pipetas Advocate® (moxidectina). Eficaz para el tratamiento y la prevención de infestaciones por pulgas  tratamiento de infestaciones por ácaros del oído (Otodectes cynotis), sarna sarcóptica, demodicosis y nematodos intestinales (larvas y adultos) en perros y gatos.). Se trata de pipetas que deben ser administradas una vez al mes durante todo el año. Es recomendable administrarlas también durante los meses de invierno. Válido para perros, gatos y hurones. 

La filariosis no puede ser eliminada por completo de las poblaciones de animales, ya que es imposible controlar a los animales salvajes que actúan como reservorio de parásitos para los animales domésticos. No es recomendable empezar un tratamiento preventivo sin antes comprobar que el animal no padece la enfermedad. 

 

PREGUNTAS FRECUENTES SOBRE LA FILARIOSIS

¿Qué ocurre si mi animal es positivo a filariosis?

Existe un tratamiento específico para la filariosis, aunque es caro y no está exento de riesgos.

 

Si mi animal no sale nunca a la calle, ¿necesita un tratamiento preventivo?

Como bien sabemos los mosquitos pueden entrar en casa con una facilidad increíble. Por lo tanto, no debemos subestimar la capacidad de estos insectos para poder picar a nuestros perros y poder infectarlos. Una sola picadura de un mosquito infectado es suficiente para transmitir la enfermedad en un animal sano.

 

CUANDO REALIZARLO

El tratamiento preventivo, se debe realizar desde el comienzo de la época de vuelo de los mosquitos vectores, hasta 1-2 meses después de su desaparición. Este periodo puede ser muy diferente de unas zonas a otras. En general, en gran parte de España podemos considerar que este periodo se extiende desde marzo-abril hasta octubre-noviembre. Para facilitaros la tarea a la hora de elegir el más adecuado para cada caso, los vamos a clasificar según la eficacia frente a otros parásitos tanto internos como externos.